La Luna llena del mes de enero de 2022 es muy especial, sobre todo para Europa, capital Bruselas, que es el lugar elegido para estudiar la influencia de la Luna llena-

¿Qué ocurre con la Luna llena? –Para los astrólogos la Luna llena pone en marcha el mecanismo de un reloj que tiene una carga de tiempo de un mes. Es la esfera menor del descomunal reloj celeste, algo así como el segundero del reloj, la aguja pequeña que señala el tiempo puntual, el tiempo de todas las cosas del mundo.

¿Y qué tiene de especial esta Luna llena que no tengan las demás?

La Luna llena del mes de enero está formando oposición con el Sol, como no puede ser de otra manera, y al mismo tiempo con el planeta Plutón que está junto al Sol. Eso ya en sí mismo es una “anomalía”, una alteración en el diseño de la Luna llena, que a su vez forma un reloj mensual a lo largo del cual nos vamos a enterar del modo en que se nota esta terrorífica influencia de Plutón, que puede ser el virus o algo más matón.

¿Y porqué Bruselas? 

-Porque en Bruselas, la Luna, el Sol y Plutón son angulares en el eje del Mediocielo. Por ello en este mes lunar, lo extraordinario se debe notar en Bruselas, y por extensión en toda Europa.

¿Y qué va a ocurrir a causa de esta Luna llena tan fuerte y al mismo tiempo horrorosa?

 – No hay que preocuparse a largo del mes ya nos lo irán contando los chicos de la prensa, que ellos cobran por hacer este trabajo, y esto es gratis.

Lo que sí que se puede hacer es “especular”, en el sentido correcto de la palabra, mirar al cielo con un espejo a ver qué se ve reflejado de lo que ocurre en el mundo  en ese mes.

La primera posibilidad es no ocurra nada relevante y que todo esto de las Lunas llenas sea una pavada como las de Parravicini (ahora verás como sale “une” a enmendarme la plana).

La segunda posibilidad es que ocurra un hecho terrible y luctuoso que llene las primeras páginas de la prensa.

¿Y qué puede ocurrir en concreto?

Eso ya lo he dicho, hay que dejárselo a los chicos de la prensa que ya lo contarán en su momento. 

¿Cómo se va a saber en concreto que es lo que va a suceder?  -Eso es cosa de adivinos, y si fuera capaz de una cosa así ya me habrían contratado los del CIA o la KGB, viviría en un paraíso fiscal y nadaría en la abundancia, y desde luego no es así, ni nadie paga nada por hacer estos estudios. 

–No se sabe nada, ni se puede saber nada en concreto hasta que haya sucedido. Se puede imaginar.

El cielo de la Luna llena frente a Plutón, en Europa, donde es angular, se tiene que notar, y me da miedo pensar en el modo en que lo puede hacer y si digo cualquier cosa me hago “cocreador” de suceso, algo así como cómplice de semejante barbaridad.  -No, me niego de plano, no tengo jefe ni amo que me obligue. Si palma reina británica, o si se cargan al Boris ya está bien. -Que por cierto me he fijado bien en su corte de pelo, y lo lleva a trasquilones, cortado como de una broma de amigos borrachos cada uno con una tijera diferente. Fíjate y verás. Lo han pillado con otra fiesta y se lo quieren cargar. Y es que, no sé si lo sabes, un buen número de ingleses son alcohólicos anónimos, por no decir borrachos, que queda fatal, aunque lo sean. Ojalá salga por ahí y no tengamos un atentado terrorífico que es lo que más miedo da.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *